Alberto Meira – José Murado y ’Tinín’ Iglesias – Bárbara G. Oubel se alzan con los títulos de la Copa Top Ten Pirelli en Viveiro

La tercera y decisiva cita del Campeonato Gallego de Rallyes, también iba a serlo para la Copa Top Ten Pirelli, donde los ganadores se llevaron el título, tras la aplicación del reglamento donde sólo se retenía el mejor resultado de la temporada, y la prueba viveirense contaba con mayor coeficiente.

La Copa Top Ten Pirelli Driver A iba a tener como protagonistas a Alberto Meira y Adrián Díaz. Con el lucense pudiendo hacer de juez para el certamen si lograba el triunfo, Meira tenía que salir al ataque desde el primer tramo. Y así fue, el piloto de Vincios se desmarcó de él, así como de Iago Caamaño y Paco Dorado en los primeros compases, pero Díaz no iba a dar su brazo a torcer, pues a falta del último bucle se encontraba a 9 segundos del triunfo.

El lucense arriesgó sobre un tramo, el primero de la tarde, en el que había dejado de llover y el piso se estaba secando, pero sufría una salida de carretera que daba por terminadas sus opciones. Por detrás, Caamaño, con el Polo R5, estaba lejos de inquietar a Meira y Paco Dorado abandonaba, así que las dos primeras plazas del rallye coincidían con las del campeonato, llevándose Alberto Meira y José Murado el título. En la tercera plaza de la carrera terminaba un espectacular Adrián Costas, a los mandos de un Lancer Evo IX.

En lo respectivo a la Copa Top Ten Pirelli Driver B, la lucha iba a ser a tres bandas desde el inicio, con Tinín Iglesias, Marcos Rodríguez y José Manuel Lamela peleando las posiciones de podio. Tinín, lejos de amilanarse, fue construyendo una cómoda ventaja frente a sus dos rivales, que se fueron
intercambiando posiciones hasta que un combativo Lamela se hacía con la segunda posición en el sexto tramo, y que ya no soltaría hasta el final. Tras Rodríguez, cuarta plaza para David Rivas en su regreso al Peugeot 208, con el que tuvo problemas de adaptación y falta de potencia que le impidieron luchar un título que se torció desde su victoria sin paliativos en A Coruña.

Así por lo tanto, Iglesias, acompañado de Bárbara Oubel, se hacía con el cetro de la división pequeña de la Copa Top ten Pirelli, dejando a David Rivas como subcampeón.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad